Aprende a diario, aunque parezcas inútil

En la vida nos encontramos a diario con desafíos constantes, a veces llegan y otras los buscamos. En el terreno profesional, soy de los que piensa que hay que salir de la zona de confort cada cierto tiempo. Llegar a ese estado en el que sientes que manejas la situación no es fácil, cuesta meses y esfuerzo. Cuando lo alcanzas te reconforta. Pero, si esa aparente calma se extiende puede que llegues a una fase de comodidad perniciosa. Da el cambio o búscalo. Esto no significa que cambies de trabajo, también puedes encontrar nuevos retos en tu posición o aprender lo que hace tu compañero de la mesa de al lado.

Atrévete. Empieza con algo en lo que no seas experto. Abre la mente, pregunta y esfuérzate. Al principio puede que te sientas inútil o que incluso lo parezcas de cara a los demás. Tu cerebro te lo agradecerá.

No Comments Yet.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *